Quintero en su Tinta

• La explotación laboral en Oaxaca
• Walmart, nuevo enfoque de la esclavitud
• Omar Acevedo, navega en la indiferencia

Cortesía de El Correo de Oaxaca/Antonio Quintero

De acuerdo con la Ley Federal del Trabajo, en México, los derechos laborales se fincan en los más de mil 20 artículos y sus transitorios, desde el año de 1970, pero ya antes había sido creada una Ley del trabajo en el año de 1931.

En tiempos del gobierno panista (Felipe de Jesús Calderón Hinojosa), hubo modificaciones a la reforma laboral, en enero del 2006. Con graves atropellos a sus garantías y no sólo situando sino modificando los derechos laborales de los trabajadores y empleados de este país.

La reforma laboral expuso las grandes y serias debilidades de empresas trasnacionales y mexicanas para poder pagar en tiempo y forma el reparto de utilidades de firmas que contrataron los servicios de estos trabajadores (de planta o eventuales), por más de un año, seis meses, incluso por 60 días, todos quienes hayan laborado en este lapso tienen derecho de recibir su Reparto de Utilidades. Un derecho laboral plasmado en el artículo 123 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos.

EXPLOTACIÓN Y ESCLAVITUD

A pesar de esos grandes logros para nuestra clase trabajadora, las leyes han sido borradas de los mapas laborales de las empresas trasnacionales, fábricas, y hasta pequeños negocios y cadenas de comercios mexicanas y extranjeras.

Los derechos laborales como la explotación laboral se da desde la casa donde contratan a servidumbre, a personal para labores domésticas, de aseo y limpieza, hasta llegar a las grandes empresas, donde prácticamente no existen derechos laborales.

La entidad oaxaqueña ha sido sometida en pleno siglo veintiuno en una severa explotación y esclavitud, lo podemos observar desde el zócalo capitalino, y así a diversos lugares, comercios, tiendas, restaurantes, hoteles, es decir hasta en el sector turístico se tienen amplias referencias de esa pérdida de derechos laborales que también sigilosamente son explotados.

Sin embargo, la excepción posiblemente la tengan aquellos que son propiamente sindicalizados o de base y que esa Ley les contemple verdaderamente sus derechos.

OAXACA, ILUSIÓN DE CRECIMIENTO

Lo paradójico en Oaxaca es que mientras algunos sectores se entusiasman, otros acomodan sus intereses para perjudicar a las mayorías, es decir a los más desprotegidos y necesitados, si bien es cierto que la entidad necesita de empresas, de fábricas, de negocios que impulsen la economía de la entidad, otros por el contrario buscan mecanismos para entorpecer, y anular propuestas de crecimiento económico, de integridad laboral, de ofrecerle al trabajador oaxaqueño verdaderas opciones de desarrollo y progreso, pero no es así.

La disfrazada explotación laboral en la entidad oaxaqueña es de reciente aparición, en realidad tiene poco tiempo de haber entrado en operación, las diversas empresas trasnacionales como Sam’s Club, Soriana, Chedraui, Bodega Aurrera, Coppel, Electra, Oxxo, así como las de alimentos, pizzerías, restaurantes, El Portón y Vips llevan no más de 15 años.

Se ha dicho que se necesitan empresas, fábricas, negocios, cadenas de comercios para el crecimiento de Oaxaca, todos anhelamos que así sea, que Oaxaca salga de ser un pueblote, un ranchote, pero cuando observamos que esas mismas empresas no tienen el mínimo de garantía para brindar los derechos laborales a sus trabajadores, y que además son explotados laboralmente preferimos que no vengan a invertir ni un sólo centavo.

Entonces para qué tanta alharaca, de esos sectores empresariales que lo único que ven son sus intereses, explotar al trabajador al más alto nivel que se pueda, no cumplirle en nada sus derechos laborales e incluso hasta sus derechos humanos.

Aunado que también aquí en Oaxaca se perciben los peores sueldos, a comparación de otros estados.

WALMART Y ESCLAVITUD MODERNA

Según la Comisión Nacional de Salarios Mínimos, el sueldo mínimo para Oaxaca a partir del primer mes y día de este año 2017, es de $80.04, a comparación del 2016 que fue de $73. 04, sin embargo, a pesar de estas cifras los sueldos no son reales, por lo que los trabajadores y empleados de estas cadenas de tiendas departamentales discrecionalmente no les pagan lo que les corresponde y además también les descuentan por x motivo, en algunos comercios de restaurantes les quitan un porcentaje de su pago para el sindicato, que nunca conocen ni quien es el representante pero por conservar su fuente de ingreso lo aceptan.

La Cadena comercial Walmart fue objeto de fuertes críticas ya que en redes sociales y medios de comunicación salió a relucir la explotación que genera dicha cadena en contra de sus trabajadores, al no querer pagarles sus utilidades que les corresponden.

Y así fue que los empleados cerraron las tiendas comerciales e impidiendo su apertura como protesta de esas irregularidades, y del engaño de ofrecerles tan solo 70 pesos de utilidad a comparación de los tres mil que recibieron el año anterior.

ORGANIZACIONES APOYAN A TRABAJADORES

Y así, diversas organizaciones sociales y civiles se pronunciaron en contra de esas cadenas comerciales; el Frente Popular Revolucionario (FPR), hizo su respaldo y solidaridad a los trabajadores en paro de Aurrera, Sam’s Club y Walmart.

Al pueblo de Oaxaca

El grado de explotación que las empresas transnacionales realizan a los trabajadores es el mayor entre la generalidad. Esta explotación es la que genera mayores ganancias para la oligarquía financiera y, por ende, la miseria de los trabajadores. Ahí es donde se expresa una de las grandes contradicciones del capitalismo. En Oaxaca, desde la llegada de empresas como Walmart bajo el discurso de la creación de empleos, se ha caracterizado por la súper explotación con salarios miserables y pasándose por alto las conquistas laborales expresadas en la legislación mexicana, conquistas ganadas por la sangre de los trabajadores en la historia de nuestro país, mismas que están siendo eliminadas por el Estado en favor de la burguesía.

Sin embargo, el día sábado 20 de mayo nos hemos despertado con una noticia importante para los trabajadores en general, los empleados de Walmart México en el estado de Oaxaca han decidido decir ¡BASTA! a los salarios miserables y a la violación de sus derechos laborales. Hasta el momento los trabajadores han mantenido un paro de dos días en contra de dichas medidas exigiendo un trato digno y el respeto a sus derechos laborales.
Ante tal escenario, la responsabilidad de los trabajadores; campesinos, juventud, intelectuales, en general el pueblo se reclama progresista, democrático y revolucionario; es demostrar la solidaridad irreductible a la lucha que desarrollan los trabajadores de Wal-Mart México y a las demandas que enarbolan en este momento.

Es por ello que los trabajadores, estudiantes, campesinos pobres, amas de casa, maestros y profesionistas que nos aglutinamos en el Frente Popular Revolucionario declaramos nuestra total solidaridad con los trabajadores oaxaqueños de Wal-Mart México en paro, saludamos su lucha y nos mantenemos pendientes ante el desarrollo de esta movilización y atentos ante cualquier llamado para defender los derechos laborales de estos trabajadores. Y firman, Revolucionariamente Comité Estatal Frente Popular Revolucionario.

MENSAJE DE AMPI

A su vez, la presidenta de ese organismo Beatriz Gamboa Lago, presidente de la Asociación Mexicana de Profesionales Inmobiliarios, que “…Es un orgullo y placer estar en este espectacular lugar…Oaxaca es una ciudad impactante, el Centro Histórico, la parte Cultural, su Gastronomía, la hospitalidad de su gente, deben estar orgullosos de tener esta espectacular ciudad de este grandioso estado…”

Gamboa Lago abundó al señalar los grandes beneficios para muchos sectores; el compromiso de capacitación, tecnología, y sus diversos foros. Ahí mismo anunció que recibió una llamada del grupo Walmart donde le dieron a conocer que entrará a Oaxaca con cinco tipos de tienda, desde luego dijo tendremos el apoyo de los inmobiliarios para la búsqueda de esos terrenos para que Oaxaca tenga ese desarrollo, pues está sumamente interesado el grupo Walmart de invertir.

Con estos anuncios, dicho grupo Walmart deberá empezar por darle protección laboral, proteger los derechos de sus trabajadores y empleados para que efectivamente el campo laboral garantice una permanencia de dichas cadenas en la entidad oaxaqueña.

Si por el contrario continúan explotando a los trabajadores y empleados con sueldos miserables, sin prestaciones, y siendo explotados laboralmente, la situación será más caótica para la entidad, ya que al parecer no existe garantía ni respeto a los derechos laborales en Oaxaca.

¿Y OMAR ACEVEDO QUÉ HACE?

Por su parte ante serias violaciones a los derechos laborales de los trabajadores que se han empleado en dichas cadenas comerciales, las llamadas trasnacionales no ha habido ni existido una voz que defienda los derechos laborales de todos los trabajadores de la entidad oaxaqueña, la presunta imagen de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STyPS), ahora con un nuevo delegado llamado Omar Acevedo, quien ha tratado de ignorar lo que le acontece y perjudica a miles de trabajadores oaxaqueños, quien obediente a su patrón el diputado Samuel Gurrión ha establecido ocurrentes procedimientos ajenos a los intereses de los trabajadores.

Se le ha escuchado decir que él mantendrá una cordialidad con la clase empresarial, para que lleguen al diálogo, entre patrones y trabajadores, él conservará su puesto antes que defender las garantías constitucionales y derechos laborales de la clase trabajadora oaxaqueña.

Ante la reciente protesta de empleados y trabajadores de Walmart, Omar Acevedo se escondió, no hubo ningún pronunciamiento a favor de los trabajadores, ¿qué sabe sobre las violaciones a los derechos laborales?

¿Sabrá que el Reparto de Utilidades es un derecho del propio trabajador?, ¿Qué plantea Omar Acevedo para aquellos empresarios que violan y transgreden las disposiciones legales para pagar en tiempo y forma los sueldos e utilidades de los trabajadores?

¿Cuál va a ser la sanción que merezca esa cadena comercial u otra que atropellen los derechos laborales?

¿A quién va a obedecer Omar Acevedo; a su patrón Samuel Gurrión, o a la clase empresarial para abortar posibles estallamientos de huelga? ¿Se girarán instrucciones desde el Congreso Local oaxaqueño?
Increíble pero cierto, hay que recalcar que el Reparto de Utilidades es un derecho del propio trabajador o empleado, no puede sustentarse al capricho de que alguien de manera descarada quiera pagar lo que quiera, precisamente le corresponde a la Delegación Federal de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STyPS), velar por el buen pago.

WALMART, PARAÍSO FISCAL

El problema en las tiendas Walmart ilustró perfectamente cómo operan estas cadenas comerciales a lo largo y ancho de la república, pero en Oaxaca se pensaba que serían estupendas fuentes de trabajo, que serían ejemplo para salir de la tremenda crisis que enfrenta Oaxaca, parece ser que para esas empresas representa estar en un oasis, de evasión de impuestos, es el paraíso fiscal de muchas de estas tiendas… y no que no empachadas con esto reveló que en el mes de abril el monto de sus ventas ascendió a 45 mil 638 millones de pesos, lo que representó un incremento del 13 por ciento, respecto al año pasado.

Así que Grupo Walmart entrará con cinco tiendas más, ante la esperanza de que beneficien con desarrollo y progreso a la entidad oaxaqueña, la ilusión de jóvenes, amas de casa, madres solteras y adultos mayores, puede que logren el futuro que se les promete cuando esas empresas están reclutando personal; Prestaciones de ley, bonos, premios, y buen sueldo… La realidad nos planta de frente, nuestra clase trabajadora se encuentra abandonada, desperdiciada, ¿a dónde irán los cientos o miles de jóvenes que buscan trabajo todos los días? ¿Cuáles son las empresas o fábricas que están en la legalidad de ofrecer un buen trabajo de calidad y buen ambiente de trabajo, con capacitación y becas? ¿Las puede enumerar?… Se lo dejó de tarea… ¡Hasta la próxima!

Leave a Comment
¡Síguenos en Twitter!